Efectos secundarios que causa la papaya

La papaya es una fruta conocida por su efecto laxante y buena cantidad de nutrientes, sin embargo, comerla demasiado y de manera frecuente podría ser perjudicial para tu salud.

La papaya es una fruta reconocida por sus propiedades nutricionales, pero como cualquier otro alimento, podría ser perjudicial para tu organismo si lo consumes en exceso. Si quieres conocer las contraindicaciones de comer papaya de manera frecuente.

El sitio en inglés Medical News Today apunta que la papaya es una fruta con nutrientes que podrían ayudarte a reducir el riesgo de padecer enfermedades como la diabetes, cáncer y problemas cardiovasculares, asimismo puede beneficiar a quien la consume debido a que proporciona una mejor digestión, un control de glucosa, regula la presión y puede promover la cicatrización de heridas.

Los beneficios de este fruto tropical son variados y dependen de cómo se come y con qué alimentos se acompaña la dieta, sin embargo, es importante decir que la papaya contiene vitamina A, Vitamina C, ácido fólico, magnesio, cobre, ácido pantoténico y fibra.

Entre toda la lista de vitaminas, minerales y antioxidantes que contiene la papaya se encuentra el látex, sustancia que podría no ser muy segura en personas que son alérgicas a este componente. Según información de WebMD, el látex en la cáscara de la papaya podría dañar el esófago al consumirse en grandes cantidades. Asimismo WebMD asegura que la cáscara de papaya no debe aplicarse sobre la piel porque podría causar irritación en algunas personas.

Medical News Today explica por su lado que comer papaya puede ser perjudicial para los alérgicos al látex porque se produce una reacción cruzada con los alimentos debido a que este fruto contiene enzimas quitinasas, las cuales podrían producir intoxicación si se consumen en exceso.

Aunque un artículo de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos (Medline Plus) establece que comer papaya en exceso es probablemente seguro, no descarta que este alimento sí pueda dañar el esófago, conducto por donde se transportan los alimentos.

¡Annabelle, la muñeca diabólica, desapareció (o escapó) del museo Warren!

La historia de la muñeca que inspiró a la famosa película de terror Annabelle parecía terminada: el juguete aterrorizó a un pueblo entero de Estados Unidos en los setenta y después de ser exorcizado había sido guardado en el Museo Oculto de Warren. Sin embargo, esta mañana surgieron fuertes rumores de que desapareció misteriosamente de su vitrina sellada.

Si bien aún no hubo confirmaciones oficiales, la noticia corrió rápidamente en las redes sociales y causó pavor entre los usuarios. La información dice que la muñeca escapó de su estuche esta madrugada y todavía se desconoce su paradero. Los más escépticos también se encargaron de jugar con esto.

Annabelle fue un juguete Raggedy Ann obsequiado a una joven llamada Donna en 1970. Tras recibir el regalo de su madre, la chica que vivía en un departamento mientras estudiaba enfermería, comenzó a notar cosas extrañas con su muñeca: la encontraba diariamente en una posición diferente, cambiaba de habitación y hasta comenzaron a aparecer notas escritas por alguien desconocido con mensajes como «ayúdanos».

Una medium le confirmó que el objeto había sido poseído por el espíritu de una niña de siete años de nombre Annabelle Higgins que habría fallecido en ese lugar. Asustada, Donna decidió acudir a Ed y Lorraine Warren, ya conocidos por sus estudios de fenómenos paranormales, quienes hicieron un exorcismo y se llevaron la muñeca a su museo. La pusieron en una vitrina sellada y no volvió a causar problemas, al menos hasta hoy.

La escalofriante historia sirvió para que en 2014 se estrene con gran éxito Annabelle, que recaudó cerca de 256 millones de dólares. Posteriormente se lanzaron Annabelle: Creation y Annabelle Comes Home. Actualmente, Warnes Bros trabaja en la postprorucción de Expediente Warren: Obligado por el demonio, una película basada en el matrimonio que tiene a la muñeca. 

La PESTE NEGRA es la más devastadora en la historia; y una variante ¡está de vuelta!

Mientras el mundo entero se encuentra en estado crítico ante la pandemia del nuevo coronavirus, ahora la peste bubónica amenaza a la humanidad.

Las enfermedades y los virus que se transforman en epidemias o pandemias han sido parte de la historia del ser humano, por lo que siempre ha existido una exhaustiva batalla con un único objetivo: la erradicación de agentes microbiológicos letales.

Actualmente, la humanidad enfrenta la pandemia más fuerte de la era moderna, pues en tan sólo 7 meses, el Covid-19 ha contagiado a 10 millones 900 mil personas y causado la muerte de 521 mil.

Una nueva amenaza letal
Mientras el mundo entero se encuentra en estado crítico ante la pandemia del nuevo coronavirus, ahora una nueva enfermedad preocupa debido a su intensidad: la peste bubónica.

Hasta el momento se han registrado dos casos en Mongolia, donde ya pusieron manos a la obra mediante el confinamiento en la provincia de Hovd.

Descendiente de la peste negra

Diversas infecciones han ganado muchas batallas y han ocasionado la muerte de millones de individuos, situación que ha modificado en diversas ocasiones la historia del ser humano y la manera en la que se vive.

Este es el caso de la peste negra, una enfermedad tan letal que, debido a las muertes que arrastraba, llegó a considerarse como el regulador de la población.

Esta sea quizá una de las enfermedades más conocidas, pues la gran epidemia de peste que ocurrió en el siglo XIV trajo como consecuencia la muerte de dos terceras partes de la población mundial y se calcula entre 1346 a 1350 murieron 200 mil millones de personas.

La peste negra surgió en la Edad Media, y dicha enfermedad  se transmite por la picadura de la pulga de las ratas y la sobrepoblación, falta de higiene y malos hábitos fueron los principales motores de esta enfermedad que se albergó en los roedores.

¿Cómo hacer un cubrebocas casero? Te explicamos paso a paso

La alta demanda por parte de la población ha dejado a varios establecimientos sin cubrebocas y geles antibacteriales, pero la Profeco ha dado a conocer una manera fácil, económica y efectiva, para crear tus propios cubrebocas caseros y así evitar la propagación del brote por coronavirus.

Pasos para hacer un cubrebocas

Material

  1. Medio metro de pellón de grosor medio (f800, A500 o#87)
  2. Superficie para elaborar unas 25 piezas para niño o 20 para adulto
  3. Resorte tubular o plano, muy delgado: 60cm por cada cubreboca
  4. Hilo
  5. Tijeras
  6. Regla de 30cm
  7. Lápiz

Procedimiento

Aprovechando al máximo la tela, traza rectángulos de los siguientes tamaños, según sea el caso, y córtalos: para adulto, de 20 cm x 15cm; y para niño, de 18 con por 12 cm.

Toma un trozo de tecla, haz un doblez de hasta un centímetro en cada lado (en los lados más cortos), e hilvana. Corta también tramos de resortes, con las siguientes dimensiones, según sea el caso: para adulto, de 60 cm a 70 cm; y para niño, de 50 cm a 60 cm.

Quema un poco los extremos para evitar que se deshilache. Finalmente, coloca el resorte y amarra.